El presidente, Evo Morales, el titular de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Óscar Barriga, entre otras autoridades entregaron, este martes  en el municipio Sopachuy— provincia de Tomina del departamento de  Chuquisaca— cerca de 500 nuevas instalaciones de gas domiciliario que benefician a más de 2.000 personas. La entrega forma parte de los actos por los 210 años de efeméride chuquisaqueña.

De acuerdo a YPFB, las nuevas instalaciones domiciliarias de gas natural, que forman parte del Plan de Expansión de Redes de YPFB, tuvieron una inversión de más de $us 1.7 millones.

 

1cab55d0-61a6-4cae-aa55-4eb7061acf1f.jpg

Asimismo, el presidente recordó que la Nacionalización de los Hidrocarburos — implementada el 1 de mayo de 2006 — cambió la historia de Bolivia y permitió a los bolivianos adueñarse de sus recursos naturales para implementar, como por ejemplo el gas natural en los domicilios.   “En Chile pagan casi mil dólares por gas a domicilio, acá uno a dos dólares al mes, eso porque nosotros recuperamos los recursos naturales y luchamos para nacionalizar los hidrocarburos”.

El primer mandatario, indicó que la Nacionalización de los Hidrocarburos — implementada el 1 de mayo de 2006 — cambió la historia de Bolivia y permitió a los bolivianos adueñarse de sus recursos naturales para implementar, como por ejemplo el gas natural en los domicilios.

6f10f186-e481-4fa4-880e-ded36bacbc9f.jpg

Desde 2006 hasta diciembre de 2018 el número de instalaciones de gas a domicilio en Chuquisaca alcanzó las más de  46.500 y la inversión sobrepasó los $us 47 millones.

Valentina Mendieta,  una de las beneficiarias de gas domiciliario en Sopachuy, municipio agricultor expresó: “Agradecerle Presidente (Evo Morales) por tanta obras hechas en toda Bolivia. El contar ahora con gas domiciliario es un sueño hecho realidad”.

355056fc-acef-431e-ac85-7dd9941fb500.jpg

Por otro lado, el titular de YPFB adelantó que a fin de año se llegará al millón de instalaciones de gas domiciliario en todo el país. «Presidente, este año vamos a lograr a fin de año el millón de instalaciones de gas domiciliario nivel nacional, significa que más de 4.8 millones de bolivianos tendrán la posibilidad de tener gas natural en su casa”.

“En tiempos de gobiernos neoliberales, las instalaciones a gas domiciliario en las ciudades se debía de pagar entre 800 y 900 dólares. Ahora casi cuesta la misma suma pero el Estado lo subvenciona”, dijo el mandatario.