Se trata del proyecto Cerro Dominador, que entró en su última fase de construcción. La central de Concentración Solar de Potencia de 110 MW se complementará con otra fotovoltaica, de 100 MW.

El jueves pasado, ante la presencia de la ministra de Energía, Susana Jiménez, las autoridades de Cerro Dominador informaron el inicio de la última fase de construcción del proyecto denominado con el mismo nombre.

La central de 210 MW -110 MW de energía termosolar y 100 MW de solar fotovoltaica- avanza firme.

La parte fotovoltaica del proyecto ya está operativa desde febrero pasado, mientras que la termosolar se encuentra en un proceso de desarrollo de más del 60 por ciento. Estará operativa a principios del 2020, calculan los directivos.

El proyecto se está montando en el desierto de Atacama, en María Elena (Región de Antofagasta), zona con uno de los mayores niveles de radiación solar del mundo.

La planta de Concentración Solar de Potencia tendrá una torre de 250 metros de altura cuyo receptor captará el calor proyectado por los 10.600 heliostatos (espejos móviles), que la rodean en más de 700 hectáreas.

Fuente: Energías Estratégicas

Fuente: Energías Estratégicas

Los heliostatos seguirán la trayectoria del sol, con un movimiento de dos ejes, y concentrarán la radiación en un receptor ubicado en la parte superior de la torre. El receptor fundirá a unos 565º una corriente de sales, las cuales serán almacenadas en un sistema de tanques ubicados al pie de la torre.

Este proceso habilita a su principal característica: su capacidad de almacenamiento térmico de 17,5 horas. Esto permitirá producir energía las 24 horas del día, evitando emisiones de unas 870.000 toneladas de CO2 al año, destacan desde Cerro Dominador.

Trayectoria y financiamiento

El proyecto fue adjudicado en 2014 para suministrar 950 GWh/año durante 15 años, en la licitación de Suministro para Empresas Distribuidoras llevada a cabo por la Comisión Nacional de Energía (CNE) del Gobierno chileno. No obstante muchas idas y vueltas demoraron su proceso. Pero hoy está en pleno proceso de desarrollo, tras cambiar de dueños.

Actualmente las obras serán terminadas por un consorcio formado por las compañías Abengoa y Acciona pero la dueña de la planta desde finales de 2016 es Cerro Dominador, empresa chilena controlada por EIG Global Energy Partners.

“El proyecto tiene contratos con las distribuidoras de electricidad, los que se obtuvieron en la licitación de 2014, sin embargo, tendremos una capacidad de excedentes de 200 GWh por año, es decir entre un 15% a 20% aproximadamente de la producción total, y estamos trabajando con nuestro departamento comercial para buscar oportunidades para vender la energía al sector minero”, precisó Fernando González, CEO de Cerro Dominador.

La obra llegó a su cierre financiero en mayo pasado, tras conseguir 758 millones de dólares de bancas internacionales y locales, como Natixis, Deutsche Bank, Société Générale, ABN AMRO, Santander, Commerzbank y BTG Pactual, así como otros inversionistas institucionales en un tramo paralelo al financiamiento bancario. Sin embargo, la inversión total del proyecto supera los 1.400 millones de dólares,

En cuanto a la nueva etapa de construcción, se estima que creará alrededor de 1.000 puestos de empleo en los próximos dos años.

Con información y foto de Energía Estratégica